cuáles son las señales y cómo solucionarlo

En Bebés y más hemos hablado en diversas ocasiones acerca del uso de la tecnología en casa. Sabemos que actualmente en la mayoría de los hogares se cuenta con algún dispositivo electrónico, lo que también ha ocasionado que los más pequeños comiencen a utilizarlos de forma prematura.

Cuando un niño usa demasiado un móvil o tablet, puede generarse una adicción que afecte su desarrollo y que se manifieste cuando se le retiran. Te contamos acerca del síndrome de abstinencia tecnológica.

Niños adictos a las pantallas

A pesar de que algunos padres actualmente se sienten culpables porque sus hijos pasan mucho tiempo frente a las pantallas, lo cierto es que pocos son los que realmente hacen algo por medirlo o evitarlo. Y es que hoy en día es prácticamente imposible escapar de la tecnología y evitar que los niños la usen por completo, pues pantallas hay en todos lados.

Niños enganchados al móvil: siete consejos para evitar la adicción a las pantallas en verano

Sin embargo, nuestra responsabilidad como padres es la de cuidar a nuestros hijos y cuando de pantallas se trata, existen una serie de recomendaciones que debemos seguir para asegurarnos que hagan un uso responsable y adecuado para su edad.

Cuando no se siguen estas recomendaciones o dejamos que usen dispositivos electrónicos de forma libre y sin restricciones de horario o contenidos, es posible que el desarrollo y comportamiento de los niños se vea afectado, tal y como ha sido demostrado en diversos estudios.

Pero además de impactar de forma negativa a niños y adolescentes, el uso desmedido y sin supervisión de móviles y tablets puede crear una adicción, que posteriormente se manifestará a través del síndrome de abstinencia tecnológica.

Qué es el síndrome de abstinencia tecnológica

Como su nombre lo dice, este síndrome aparece cuando se retiran o dejan de usar los dispositivos electrónicos a los que se ha generado adicción, generando en sus víctimas un cuadro idéntico al síndrome de abstinencia que presenta un drogodependiente cuando se encuentra privado de su dosis.

Entre los síntomas de abstinencia tecnológica que se pueden presentar diversas reacciones como irritabilidad, ansiedad, ira, insomnio, nerviosismo, etapas depresivas, soledad y aburrimiento, entre otros, y podrían solucionarse en el momento en el que se les permita volver a utilizar dichos dispositivos.

Enganchado al móvil: cómo saber si mi hijo adolescente es adicto a las nuevas tecnologías

Algunas de las señales que nos indican que nuestros hijos se han vuelto adictos a la tecnología y posiblemente presenten síndrome de abstinencia tecnológica como consecuencia de esa adicción, son las siguientes:

  • Nuestro hijo llora desconsoladamente si no le dejamos o retiramos el móvil o tablet.
  • Sufre una pataleta al quedarse sin batería o conexión.
  • No es capaz de comer, vestirse, asearse o realizar cualquier otra actividad cotidiana si no tiene la tablet o el móvil como incentivo.
  • Pierde interés por el juego, el deporte, la lectura o cualquier otro pasatiempo que no esté vinculado a las pantallas.
  • Es incapaz de esperar tranquilo a que le sirvan la comida si no tiene entre manos un smartphone o una tablet.
  • Su comportamiento o calidad de sueño comienzan a alterarse.

Cómo solucionarlo

Nino Movil 2

Si nuestros hijos presentan adicción a los dispositivos móviles o señales que indican un posible síndrome de abstinencia tecnológica, deberemos tomar las medidas necesarias para ayudarles a dejarlo y volver a utilizarlo de forma responsable y con medida.

Hace tiempo compartimos la solución de una madre que se volvió viral: hacer un detox de dispositivos electrónicos en casa, quitando y guardando todos los dispositivos electrónicos que había en casa por tiempo indefinido, incluyendo la consola de videojuegos.

En su caso, su hijo mostró muchos de los síntomas del síndrome de abstinencia, como ira, irritabilidad y ansiedad los primeros días, sin embargo, si deseamos hacerlo de una manera más amable y menos extrema, hay otras opciones y pasos que podemos tomar.

Cinco claves para controlar el uso de móviles y tablets por parte de los niños

En lugar de retirar por completo los dispositivos, podemos comenzar por limitar más los horarios de uso, recurriendo a momentos de no-uso de la tecnología, es decir, momentos en los que de ninguna manera se les permita usar el móvil o tablet, por ejemplo, mientras comen y cenan, a la hora de ir a la cama o en ciertos momentos del día.

Además de limitar más los horarios de uso de pantallas en casa, es importante ofrecer o proporcionar a los niños actividades lejos de ellas, como salir a jugar al parque, hacer deporte, dar un paseo o planear una noche de juegos en casa.

También, podemos asignar dentro del hogar ciertas zonas en las que sí puedan utilizarla, como las áreas comunes como el salón de casa, la cocina o zona de estar de la familia, pues de este modo podemos estar más al pendiente del tiempo que están usándolas.

Y finalmente, no olvidemos que los niños aprenden con el ejemplo, por lo que nosotros también debemos analizar nuestro uso del móvil. Si todo el día estamos enganchados a él, terminarán por verlo como algo natural y lo imitarán. Si no queremos que se vuelvan adictos, nosotros tampoco debemos serlo.

¿Quieres que tus hijos adopten hábitos saludables? Aplícate y da ejemplo

Recordemos que no se trata de satanizar la tecnología, pues cuando se usa con medida y de forma responsable puede ser muy útil y educativa. Sin embargo, debemos evitar que nuestros hijos abusen de ella o la usen sin control, para que no presenten adicción ni otros problemas como el síndrome de abstinencia tecnológica.

Fotos | iStock